4 consejos de una alumni de IE para inspirar a mujeres emprendedoras

Aunque según estudios recientes, el emprendimiento femenino ha visto su mayor aumento en los últimos 20 años, las mujeres fundadoras y creadoras de empresas siguen siendo pocas, comparadas con la contraparte masculina.

En este contexto, ¿qué implica ser mujer y emprendedora? A través de la experiencia de Estrella Jaramillo, creadora de Bwom -una app centrada en la promoción de hábitos saludables entre mujeres-, intentamos dar respuesta a esta interrogante.

Esta española, además de ser alumni de IE, es finalista de la categoría Women Inspiring Women de la más reciente edición de los premios EPIC. De su historia, nos quedamos con las cuatro ideas que esperamos inspiren a todas las mujeres emprendedoras de la comunidad IE.

mujeres emprendedoras

1.- Confía en tu instinto -¡y síguelo!-

“Entrené para ser un empleado. Pero después de mi tiempo en IE, comencé a ver otras opciones de trabajo que eran más adecuadas a mi personalidad y aspiraciones”, puede leerse en el perfil de Estrella para los premios EPIC. Entonces, pareciera fundamental enfocarse en buscar experiencias que proporcionen herramientas que promuevan la creación de nuevas empresas y permitan plantear maneras distintas de hacer las cosas.

Luego de sus primeras experiencias profesionales -más tradicionales y en el marco de una oficina y con horarios establecidos-, Estrella entendió que en ese tipo de espacios no “podía crear un estilo de vida adaptado a mis necesidades, ni mis fortalezas, ni mi personalidad”.

Pareciera que uno de los primeros pasos para hacerse un camino en el mundo del emprendimiento empresarial es atreverse a escuchar lo que el propio instinto reclama y, más importante aún, confiar en que es normal querer trazarse un camino distinto y retador.

2.- Entiende el contexto -¡y trabaja para cambiarlo!-

Manejar las expectativas y ajustar los planes de acción al entorno pareciera ser una manera saludable de enfrentar los obstáculos que cualquier emprendedora encontrará a lo largo del camino.

En opinión de Estrella, el ecosistema de emprendimiento femenino tiene dos retos fundamentales. Por un lado, la necesidad de regulaciones que hagan viables los recursos necesarios para poder sacar adelante una familia y una empresa. Pero, igual de importante, entender que “hoy sigue habiendo una inclinación menor a financiar a mujeres, sobre todo si sus proyectos se centran exclusivamente en necesidades de la mujer”, afirma.

Y es que, más allá de un tema de percepción, las ideas de la española se traducen en cifras concretas. Fortune reseñaba en marzo de este año que, durante 2016, los capitales de riesgo invirtieron 58.2 mil millones de dólares en compañías totalmente fundadas por hombres. En contraste, las empresas formadas por mujeres recibieron escasamente 1.46 mil millones de dólares, durante el mismo período.

3.- Encuentra tu propio lugar -¡aunque eso implique tomar grandes riesgos!-

Pero ¿por qué no emprender en su España natal? Si el talento emprendedor femenino se enfrenta ya a tantos retos, ¿por qué no buscar oportunidades en contextos y mercados conocidos? En su lugar, Estrella y su equipo crearon Bwom bajo el concepto de una empresa internacional. Con esta idea en mente, era sin duda Estados Unidos un mercado que, aunque muy competitivo, les ofrecía “la apertura a nuevas ideas y las ganas de cambiar que tienen todos los que llegan a Nueva York o a San Francisco con un sueño”, dice.

Concebida como una aplicación móvil, Bwom también satisface las necesidades de un país con un sistema de salud complejo, un escenario que hacía mucho más viable la idea de negocio.

4.- Cuida de ti misma -¡sin excusas!-

Último, pero no menos importante, organización y equilibrio son los pilares que acompañan a Estrella en su carrera. Hacer ejercicio 3 veces por semana, sin importar dónde la lleve la vida de los negocios, se une a una red de apoyo sólida, integrada por personas emprendedoras con experiencia similares. “Mi proyecto es personal”, dice esta alumni y agrega que, “cuando todo va genial, ser emprendedora es maravilloso. Pero cuando vienen los momentos duros, tener personas que estén pasando por lo mismo es de vital importancia”, concluye.

Y tú, ¿conoces más historias de mujeres que puedan inspirar a nuestra comunidad IE? Si es así, ¡compártela en los comentarios!

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Deja un comentario


*